Sangrienta saga vikinga medieval sobre el destino, la familia y la venganza. Ha pasado tiempo sin sumergirnos en una película que es una orgía de batalla de sangre y vísceras, en la que guerreros vestidos con telas de saco y pieles de animales se lanzan a la lucha, empuñando espadas y antorchas encendidas, escudos, hachas y dagas, mientras exhalan y gritan diálogos, que comienza y terminan con sonidos guturales tipo “RAAGGNNAARR”.

‘El hombre del norte’. Foto: Chema Vega

Honrar y vengar al padre,salvar a la madre y matar a su hermano Fjölnir. “El hombre del norte” de Robert Eggers es una historia impresionante de traición y venganza obsesiva. Con una excelente construcción del mundo y una fuerte sensación de magia que satura cada encuadre, es una de las películas más cautivadoras, sobrenaturales y empapadas de acción en mucho tiempo. Una vez más, Eggers ofrece una salida cinematográfica que no va a pasar inadvertida.

Alexander Skarsgård interpreta al príncipe vikingo Amleth, un guerrero exiliado cuyo padre, el rey Aurvandill War-Raven (Ethan Hawke), es asesinado por su propio hermano Fjölnir (Claes Bang). El angustioso escape de Amleth y su posterior viaje lo llevan por un camino sangriento de venganza, donde también conoce y se enamora de la carismática y misteriosa hechicera (Anya Taylor-Joy) que será decisiva en el futuro de Amleth.

En “El hombre del norte” se siente el realismo histórico ,no solo destaca el estilo de las vestimentas,los diseños de las espadas o la lengua empleada,sino también el cuidado en el realismo de las escenas de amor que distan mucho de las actuales. Eggers conocido por La bruja (2015)y El faro (2019); dos películas de terror estilísticamente distintas caracterizadas por una profunda precisión histórica y la sensación de que algo más grande que la vida está sucediendo más allá de la pantalla. Si bien “El hombre del norte” es un salto de género inusual para Eggers, que encaja perfectamente aquí una historia que realmente se siente rica y por momentos de otro mundo.

La película está filmada por el director de fotografía habitual de Eggers, Jarin Blaschke, que nos sumerge en paisajes dramáticos, azotados por la lluvia, el viento, la nieve y el hielo, o cubiertos de barro y ceniza. La coreografía de las escenas de combate, tanto en su puesta en escena, como su rodaje en tomas largas e ininterrumpidas es alucinante. Con un sonido envolvente, denso y con instrumentos de la era vikinga como el cuerno de abedul y la flauta de hueso que se escuchan junto con los elementos atronadores y el caos de la lucha.

En conclusión “El hombre del norte”, es una historia terriblemente violenta, nihilista y caótica sobre el ciclo interminable de violencia, la elección entre amar a tus amigos y odiar a tus enemigos,con un pensamiento un tanto maniqueo. El espectador no podrá apartar la mirada de la pantalla, con todos los elementos característicos de una película medieval: desde sus combates, sus paisajes con una naturaleza bestial y adversa que retrata con exactitud un tiempo histórico difícil de recrear en una película.

Ficha película

Estreno         En salas de cine: 2022.  Acción, Histórico

Director.        Robert Eggers

Guion            Robert Eggers, Sjón Sigurdsson

Intérpretes    Alexander Skarsgård, Nicole Kidman, Anya Taylor-Joy, Claes Bang, Ethan Hawke,

 

Duración       137 min

Chema Vega

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

8 − siete =