La Torre 4 del Hospital público Universitario Infanta Sofía de la Comunidad de Madrid, ubicado en San Sebastián de los Reyes, ha recibido este jueves, 16 de mayo, a sus primeros 20 pacientes, inaugurando así sus instalaciones en la zona de ingreso. La apertura se ha vivido con un momento de especial ilusión. La primera paciente que ha tenido el privilegio de estrenar la ansiada planta.

Esta apertura, que se había anunciado previamente para el mes de abril por parte de la presidenta de la Comunidad de Madrid, llega con cierto retraso respecto a lo inicialmente anunciado por Isabel Díaz Ayuso. Años de lucha y de reclamaciones concluyen con la apertura de la torre. Miles de vecinos y vecinas de la zona norte de Madrid han protestado durante años para exigir la apertura de esta zona del hospital. Tras una larga espera de promesas política, la demanda social se ha cumplido.

La nueva infraestructura sanitaria, en la que el Gobierno regional ha invertido más de 9 millones de euros, agrega casi 6.000 metros cuadrados con alta capacidad de adaptación al complejo hospitalario, que atiende a una población superior a los 340.000 habitantes. Destaca por un mayor porcentaje de habitaciones individuales, una reducción del ruido, control de ventilación y abundante luz natural.

Este nuevo edificio, moderno y equipado con las últimas tecnologías, busca mejorar la calidad de la atención médica en la zona norte de la región. Con cuatro nuevas plantas de 1.440 metros cuadrados cada una, incluida una cubierta donde se realizarán terapias al aire libre, se amplía la capacidad asistencial del hospital.

En la cuarta planta, se encuentran las consultas externas de oncohematología y el hospital de día, con más de 40 plazas para pacientes con esta patología, así como unidades de farmacia y apoyo, además de consultas de enfermería y salas polivalentes. La quinta planta alberga una unidad de hospitalización convencional con 30 habitaciones individuales, y la sexta ofrece 28 habitaciones más, con la misma configuración, así como una sala polivalente para pacientes geriátricos y de otras especialidades.

 

La séptima planta, o sobrecubierta, se destinará a un espacio al aire libre acondicionado como área de esparcimiento para pacientes y familiares. Por último, las tres primeras plantas albergan el laboratorio central, que brinda servicio a seis hospitales públicos madrileños, así como equipamiento propio del Hospital Infanta Sofía en la tercera planta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

14 − 3 =