Los vecinos de la urbanización Rosa Luxemburgo y el Gobierno municipal continúan con sus diferencias de opiniones en torno a un tema específico. El mantenimiento del arbolado y las zonas verdes de la zona. En el último pleno, Santiago Martín, como portavoz de los vecinos, realizó en el turno de ruegos y preguntas un par de cuestiones sobre el asunto.

Foto: Urbanización Rosa Luxemburgo

Y es que desde la entidad expresaron: «Desde 2019 el Gobierno se comprometió por escrito a mantener los árboles y las zonas verdes de nuestra urbanización. Cosa que ha venido haciendo hasta hace pocas fechas. Por ello, nos ha sorprendido el cambio de actitud del Gobierno. A finales de 2022 la concejalía de Parques y Jardines se ha negado a retirar los árboles caídos por el viento y a continuar con el mantenimiento del arbolado. Preguntamos. ¿Tiene intención el equipo de Gobierno a contestar nuestras solicitudes para reunirnos con ellos y aclarar a que se debe este cambio de actitud? ¿Tiene previsto retirar el Ayuntamiento los árboles caídos y continuar con el mantenimiento de las zonas verdes de la urbanización?

Desde el Gobierno, Alejandra Muñagorri, concejala de Parques y Jardines, daba la explicación. «La gestión y responsabilidad del arbolado y zonas verdes es de la entidad urbanística. Así se recoge en las competencia de la misma. Asumiremos el mantenimiento del arbolado y zonas verdes, pero es un requisito jurídico imprescindible que se disuelva la entidad, ya que tiene la única competencia de arbolado y zonas verdes», manifestaba.

A su vez, hacía referencia a las circunstancias climatológicas. «Si hay daños por lluvia también la urbanización debe retirar los árboles, así consta en un expediente de disciplina urbanística. Queremos ayudarles y asumir la responsabilidad, pero hay que cumplir con los preceptos jurídicos», concluía.

Los partidos de la oposición también dieron su visión. Lucía Fernández, portavoz del PP local, se mostró receptiva a solucionar el conflicto, en caso de ser elegida alcaldesa en mayo de 2023. «Nosotros estaremos encantados de hablar con los vecinos y ver si quieren ser Entidad Urbanística de conservación o no», apuntaba.

Mucho más duro fue con el Gobierno Juan Torres, líder de Izquierda Independiente. «Llevamos al pleno la caída del arbolado en la avenida de Euskadi. Nos dijo el Gobierno que era responsabilidad de la comunidad de propietarios. Sin embargo, había un acuerdo para que el Ayuntamiento se hiciera cargo de los trabajos de poda y arbolado. Hay un documento firmado por la señora Muñagorri. Creo que lo han hecho un año o dos. De la noche a la mañana ya no se hace. Si el acuerdo está firmado habrá que cumplirlo. No he visto informes jurídicos que digan lo contrario», aseveraba.

Algo más escépticos eran desde VOX. «Jurídicamente hay que verlo. El Ayuntamiento da algo más de 30.000 euros a la entidad. Igual se está pagando y haciendo el trabajo. Vamos a estudiar de que manera legal se puede hacer. Queremos quitar la carga de poda a todas las urbanizaciones. Tenemos un activo que es la posibilidad de generar energía de biomasa», comentaba Alejandro Caro.

Por último, desde Mas Madrid – IU – EQUO y Podemos hablaban de «cuestión de voluntad política». Además, se remitían a un informe en el que se dice que la concejalía asume la responsabilidad.

 

Diario de Sanse se ha puesto en contacto con la Entidad de Conservación. A día de hoy no quieren disolverse. «Perderíamos nuestra capacidad de asociación y además no nos fiamos del Ayuntamiento. Actualmente nosotros pagamos a cuatro jardineros con cuotas de 90 euros de los vecinos. No creemos que el Gobierno vaya a desplegar aquí esos efectivos», señalan.

La solución, según este grupo de personas es que «se cumplan lo firmado entre las partes para que el Ayuntamiento asuma su responsabilidad».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − ocho =