APADIS está viviendo en los últimos meses tiempos difíciles de incertidumbre por la reclamación desde el Gobierno municipal de una supuesta deuda de 375.000 € por los últimos 5 años del canon de la gasolinera. «En caso de impago», se advertía en noviembre de 2021, «se generarán las acciones judiciales pertinentes». A ello se le suma ahora otro problema. La propia entidad asegura que «el Consistorio le debe más de 50.000 euros entre subvenciones y convenios». Dos hechos que ponen en peligro su continuidad.

Diario de Sanse ha podido hablar con varios miembros de APADIS. Franciso Molina, presidente, Miguel Ángel Jiménez, director gerente y Christián Loste, responsable del área de responsabilidad social corporativa. «Diez meses después la situación continúa irresuelta y de hecho se ha visto agravada.»El Ayuntamiento es ahora quien acumula deudas superiores a los 50.000 € con APADIS, algunas con más de dos años de vigencia, bajo el pretexto del impago de la cantidad supuestamente debida, negándose a abonar subvenciones y convenios legalmente reconocidos. Y no solo eso, sino que, mediante su inacción y total falta de respuesta, ha paralizado el proceso de conversión a Fundación para el que APADIS necesita de trámites municipales que no obtienen respuesta. El perjuicio es realmente grave, y alguien podría pensar que la actualización del equipo de gobierno pudiera ser considerada como delito de odio o prevaricación», aseveran.

Hay que decir que en 1996 la cesión de la gasolinera a APADIS hace un reconocimiento a la labor de la entidad sin ánimo de lucro. Así nació el Proyecto ‘Surtidor de Oportunidades’, con la instalación en dicha parcela de una Estación de Servicio ganadora de innumerables premios por su carácter innovador, inclusivo e inspirador. Desde un principio -por unanimidad de todas las fuerzas políticas- se consideró que el canon por el uso de ese terreno se compensaría mediante un convenio Ayuntamiento-APADIS. La verdadera devolución de APADIS por el uso de un terreno municipal vendría en forma de valor social, de la inclusión de los ciudadanos más vulnerables y de un canon económico meramente simbólico, como así reflejan las actas de las juntas de gobierno de la época.

Foto: Diario de Sanse

Sin embargo, ese convenio todavía no se ha llegado cristalizar en un documento firmado, pero el espíritu del acuerdo se mantuvo vigente hasta 2020. Es por ello que la entidad se ha cansado de esperar y ha levantado de voz. «Es cierto que en las semanas previas a reclamación de la deuda se había producido un desencuentro con el vicealcalde Miguel Ángel Martín Perdiguero ante la solicitud desde APADIS de una partida específica de ayudas municipales para el COVID19. En aquel momento se puso en marcha una campaña anónima en redes sociales de descrédito, insultos y mentiras hacía la entidad», expresan.

A su vez, se quejan de falta de comunicación durante este tiempo. «El Ayuntamiento seguía reclamando esa cantidad y seguía sin responder a correos, llamadas de teléfono ni ninguna comunicación proveniente de APADIS. En noviembre de 2021, APADIS lanza una campaña en medios de prensa denunciando la situación«, explican.

Además, achacan que como resultado de la campaña, «en el pleno municipal de ese mismo mes se aprueban dos declaraciones: una de ellas, institucional, propuesta por el PP, y finalmente apoyada por todas las fuerzas políticas (incluido el Equipo de gobierno), en la que se instaba al Gobierno municipal a resolver de inmediato este problema, manteniendo el proyecto y garantizando su continuidad en los términos actuales; y otra moción, propuesta por Ciudadanos en la que se instaba a la apertura de una comisión de investigación «urgente y rápida» -en el plazo máximo de un mes- para conocer el origen del problema. Dicha comisión, que tenía por objeto «defender el buen nombre, trayectoria y demostrada excelente gestión de APADIS, respaldando aquello que dictasen los técnicos municipales», se reunió en una sola ocasión, y finalmente no llegó a emitir informe, recomendación o documento alguno«, comentan.

¿Qué pasa si no se pone solución a esto? «Lamentablemente, de no encontrar la manera de resolver este asunto, se pondría en peligro la continuidad de APADIS como entidad referente en la Comunidad de Madrid en el apoyo a las personas con discapacidad intelectual y sus cientos de familias atendidas», aseveran.

Por último, lanzan una serie de preguntan. «¿Cómo es posible que el equipo de gobierno del Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes esté contra APADIS? ¿Cuándo se va a abordar seriamente este problema, que está perjudicando gravemente a personas que deberían ser objeto de la mayor protección? ¿Hasta cuándo se va a permitir esta situación? ¿Ninguna persona o institución puede ayudar a esta entidad referente que se haya atrapada en esta situación de total indefensión?», reflexionan.

La entidad pide una solución cordial entre las partes, pero no descarta acudir a la justicia. «Es mejor tenderse la mano, pero no podemos dejar de defender a las personas vulnerables que forman la asociación. Esperemos que haya acuerdo. La mejor justicia es buscar el mejor camino para los chicos. Eso pasa por el convenio», concluyen.


 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecinueve − 7 =