Nuevas imágenes y vídeos que nos llegan sobre la presencia de un jabalí por la zona de Dehesa Vieja. En este caso, en el Parque de la Araña y en el Paseo de Albacete. Hay que decir que estas dos zonas están próximas a la subida hacia la Dehesa Boyal.

Jabalí en Dehesa Vieja. Foto: Diario de Sanse

Vecinos alertan que la semana pasada vieron a este animal en el Parque de la Araña, cerca de las 21:00 horas, cuando todavía había niños allí. «Estaba con mis amigas jugando a las cartas cuando, de repente, vinieron dos mujeres alertando que venía un jabalí. Teníamos miedo de que nos atacara», expresa una vecina que fue testigo presencial de los hechos.

A su vez, en el Paseo de Albacete, los vecinos explican que «el jabalí apareció de noche, sobre las 23:00 horas. Vinieron dos coches de Policía para ahuyentarlo».

No se trataría de otro jabalí, sino del mismo que pasa siempre. Según los vecinos, ya tiene nombre. «Le llamamos Manolín», explican.

Hay que recordar que el Ayuntamiento, en concreto la Unidad de Medio Ambiente de la Policía Local de San Sebastián de los Reyes, ha detectado la colocación de comederos destinados a la alimentación de jabalíes en zonas verdes municipales cercanas al entorno natural de la Dehesa Boyal.

Estos espacios públicos, muy transitados por vecinos que salen a pasear o practicar deporte por estas zonas, se han visto ocupados por jabalíes que han encontrado refugio en ellos y que reciben soporte alimentario por parte de vecinos para facilitar su permanencia, provocando también la alteración del uso y el orden natural de estas áreas.

Desde la Policía Local, en coordinación con las concejalías de Medio Ambiente y Salud, se advierte de que estas prácticas suponen un riesgo muy alto para la integridad física de los vecinos, sus mascotas y la seguridad vial de la zona ocasionando, además, problemas de salud pública, al no tener estos animales ningún tipo de control veterinario y poder entrar en contacto directo con los animales que los ciudadanos pasean por la zona.

La práctica de facilitar alimentación a estos animales, además de vulnerar la Ordenanza Reguladora de la Tenencia y Protección de Animal, ocasiona el aumento de la población de jabalíes en zonas públicas, conlleva el riesgo de ataques a personas y mascota, con el aumento del riesgo de poder causar accidentes de tráfico en las vías públicas colindantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here