Por Roberto Estébanez

Estamos ya entrando en el mes de marzo y Sanse sigue sin tener presupuestos. En la redacción de Diario de Sanse se ha convertido ya en un clásico bromear sobre este tema. Cuando nos dejan preguntar en el Ayuntamiento, solemos preguntar por este tema y en noviembre nos dijeron que estarían presentados en diciembre, luego que en enero, después en febrero y ahora en marzo.

Luego dirán, como siempre, que somos alarmistas o que creamos polémicas donde no las hay. Nos da igual. El borrador de presupuestos de este año no está. De momento sólo ha habido reuniones con los grupos políticos de la oposición para escuchar sus ideas. PSOE y Ciudadanos no suman para aprobar los presupuestos, y alguien de la oposición tendrá que apoyarles.

El Alcalde de Sanse, Narciso Romero

Nadie ha visto aun el borrador de los presupuestos. Cuando este borrador esté, habrá que debatirlo con la oposición y luego llevarlo a pleno, aprobarlo si hay suerte y ponerlo en funcionamiento. Total, que si todo va bien, en abril podríamos tener presupuesto, pero yo me temo que no será hasta mayo.

Esta pérdida de tiempo es una vergüenza. El borrador de presupuestos debería haber estado listo en noviembre para aprobarlo nada más comenzar el año. San Sebastián de los Reyes vive en 2020 con los presupuestos prorrogados de 2016. Llevamos cuatro años sin actualizar los presupuestos y hay proyectos y necesidades paralizados por falta de unas cuentas públicas.

Narciso Romero y Perdiguero sabían esto desde el primer día en que formaron gobierno. Los presupuestos son urgentes. Luego presumen de capacidad de trabajo, pero aquí brilla por su ausencia la responsabilidad de nuestros políticos. Si los presupuestos se iban a retrasar, que hubiesen avisado desde el primer día. Cuando alguien te dice que algo está ya casi listo y van pasando los meses, lo que piensas es que esa persona no es seria, no es fiable.

Por otro lado, los presupuestos son demasiado importantes para que no se debatan públicamente. Cuando haya un borrador, tiene que ser dado a conocer a la oposición y a los ciudadanos a través de la prensa. Tenemos derecho a saber cómo se va a gastar el dinero de todos, qué proyectos importantes se van a afrontar o qué partidas se van a recortar. Cuando esto se da a conocer, todo el mundo puede opinar y el Ayuntamiento tomar nota de posibles mejoras. Aquí no. Aquí la sensación es que se quiere llevar el presupuesto a pleno sin un debate público previo.

Narciso Romero es muy optimista, pero queda una duda. ¿Qué partido de la oposición va a apoyar los presupuestos? El que está claro que no los apoyará será Izquierda Independiente. Perdiguero se encargó de decir públicamente que no hablarían con ellos porque son un partido que no tiene mucho peso y no tiene cosas que aportar. Esas declaraciones no merecen mucho comentario. Dan para hacer un artículo completo sobre la falta de respeto que destilan, pero no es el día, no me quiero desenfocar.

Sanse necesita unos presupuestos, unos buenos presupuestos, y los necesita hoy mejor que mañana. Señores Romero y Perdiguero, hagan su trabajo porque para eso se les paga.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here