Día a día cada vez más empresas se están acogiendo a un ERTE (expediente de regulación temporal de empleo) para poder sobrellevar el presente y futuro de sus negocios. Una situación que ya está teniendo consecuencias que se han podido comprobar en la EPA de marzo, donde el número de parados a nivel nacional ha aumentado en más de 800.000 desempleados.

Pleno Municipal de Sanse

Sin embargo, hay un sector de la población que no conoce la palabra crisis. Y ese es el gremio de los políticos que, salvo excepciones de pequeños pueblos, está muy bien pagado con el dinero de todos. En cuanto a San Sebastián de los Reyes se refiere, el alcalde Narciso Romero y el Vicealcalde Perdiguero cobran (la misma cantidad) una retribución bruta anual de 68.809,90 euros, según los últimos datos publicados en la web municipal de noviembre de 2019. Esto equivale a unos 5.734 euros al mes.

Una cifra que si se redujera ante el actual escenario tampoco iba a suponer una ruina económica personal para ellos y podría servir para mejorar, por ejemplo, la cantidad de material necesario para nuestros sanitarios. Mismo caso que se puede aplicar con el resto de concejales de gobierno o de la oposición, cada uno con sus sueldos determinados.

Luego está el tema de dietas y desplazamientos a nivel nacional. Se ha conocido esta semana que los políticos del congreso y el senado siguen cobrando estos conceptos, si no renuncian voluntariamente, pese a la nula actividad parlamentaria y a la obligación de tener que estar en casa. Esto es reírse de la gente que lo está pasando mal.

Llevamos días viendo como los políticos nacionales, autonómicos y municipales se hacen fotos dando las gracias a la ciudadanía por las muestras solidarias. No habría mayor solidaridad en ellos que bajarse su retribución cuando la mayor parte de este país lo está pasando mal.

En nuestro municipio Izquierda Independiente ha propuesto reducir un 30% los sueldos de los concejales de Sanse por la crisis del coronavirus. Un buen gesto que tendría que ser aprobado por mayoría absoluta por vergüenza torera de todos nuestros representantes. Se puede discutir si este porcentaje es poco o mucho, pero algo es algo.

En definitiva, esta crisis del coronavirus va a dejar una consecuencia clara. La credibilidad de nuestros políticos, sean de la ideología que sean. Si no son capaces de empatizar con los ciudadanos sufrirán un mayor descrédito social. Aún más del que tienen ya. En su mano está arreglarlo a base de pequeños gestos como este. De perdonar impuestos ya ni hablamos. Eso daría para otro artículo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here