Los hechos se remontan a diciembre de 2016 cuando un varón de 67 años de edad, empezó a percibir ciertos episodios repetidos de pérdida de visión y decidió acudir a los servicios de Urgencias del Hospital Infanta Sofía de San Sebastián de los Reyes.

Una vez atendido y explorado en Urgencias, se le trasladó a los especialistas de oftalmología, donde sacaron en conclusión que no tenía mayores problemas de visión. Según añade la sentencia, ‘se le realizaron pruebas de tensíon arterial, frecuencia cardiaca, respiratoria y temperatura, donde no se encontraron mayores anomalías.’

Buenos resultados en la exploración neurológica

Una vez tomados los primeros pasos previos a una auscultación más exhaustiva, se le hizo una revisión pulmonar y abdominal, con resultados rigurosamente normales, según el parte médico redactado. Un especialista especializado en medicina interna, dio por positivos los resultados obtenidos tras la exploración neurológica.

Lo que estaba sufriendo el paciente en esos momentos, se conoce por ‘accidente isquémico transitorio‘, que se manifiesta con pérdidas de visión. En dichos episodios detallados en los datos recogidos, se podía percibir la advertencia de la llegada de un ictus, apuntaron los peritos judiciales. Los protocolos de actuación en estos casos, no se cumplieron.

Posterior dada de alta

Manuel recibió el alta hospitalaria y 48h más tarde sufrió un ictus isquémico. Tras ser atendido en esta ocasión en el Hospital de la Paz, el paciente ha quedado con un grado del 94% de discapacidad. Lo pertinente en estas ocasiones es utilizar el sistema de Teleictus o directamente remitir al paciente a La Paz.

Condena al médico en cuestión del Hospital Infanta Sofía

El Juzgado de Primera Instancia número 3 de Madrid ha condenado a la aseguradora del Servicio Madrileño de Salud (Sermas) a indemnizar con 1.569.452 euros a Manuel por mala praxis. A esta cifra millonaria hay que añadir los intereses de mora que elevarían a dos millones de euros la condena final.

Desde el punto de vista judicial la sentencia considera que existe una relación directa entre el estado actual del paciente y la actuación sanitaria y de ahí la condena millonaria que se obtiene.

¿Qué es un ictus? ¿Cuáles son los primeros síntomas?

  • El ictus es una enfermedad cerebrovascular que afecta a los vasos sanguíneos que suministran sangre al cerebro. Un ictus ocurre cuando un vaso sanguíneo que lleva sangre al cerebro se rompe o es taponado por un coágulo u otra partícula. Debido a esta ruptura o bloqueo, parte del cerebro no consigue el flujo de sangre, oxígeno y glucosa, que necesita.

Pueden manifestarse de muchos síntomas diferentes:

  • Adormecimiento o debilidad repentina en la cara, el brazo o una pierna.
     
  • Confusión repentina, dificultad para hablar o para entender.
     
  • Repentina dificultad para andar, mareo, pérdida de equilibrio o coordinación.
     
  • Problemas repentinos para ver en uno o los dos ojos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here