Luis Pérez Lara es el Presidente del Centro Cultural Blas de Otero de Sanse, y nos asegura además  que: “Las actividades de este centro le han servido a algunas personas para salir de la soledad” . “Sanse tiene unas posibilidades culturales muy grandes, pero se necesitan más espacios para las artes”.

Presidente del Centro Cultural Blas de Otero, Luis Pérez Lara

Dentro de San Sebastián de los Reyes existen tres centros culturales de referencia que sirven de servicio público para los vecinos de la localidad. Entre ellos se encuentra el Centro Cultural Blas de Otero (paseo de Guadalajara, número 12) que ostenta el honor de ser la primera asociación de este tipo que se legalizó en toda la Comunidad de Madrid. Fue en 1980 y los comienzos, en palabras de su Presidente, Luis Pérez Lara fueron “muy duros porque todo eran muchas pegas ya que creían que era un movimiento político”. Tres años más tarde de comenzar esta aventura en Madrid capital se trasladaron ya a Sanse.

Pérez Lara es el Presidente de esta organización desde su inicio y, ya jubilado, dedica todo su tiempo a esta actividad de manera desinteresada. Él, junto a su equipo, se dedica a organizar las diferentes actividades que proponen a todas las personas, sean o no de nuestro municipio.  

450 personas forman los socios de este Centro Cultural. Ellos son, junto a los profesores, los actores y unos 350 alumnos, el grueso de este espacio. “Apostamos porque la gente se asocie. Son 30 euros al año y se lo devolvemos si se apuntan a las clases”. “Todo lo que sacamos se destina íntegramente a las actividades”, señala Pérez Lara. Estas son numerosas a lo largo del año. Allí se pueden presenciar espectáculos teatrales, musicales, exposiciones o diferentes clases como danza oriental, bailes de salón o teatro musical para niños.

Interior del Centro Cultural Blas de Otero

Precisamente en esta última disciplina Diario de Sanse pudo conocer la opinión de algunas madres de alumnos. Una de ellas, Almudena, afirmaba con orgullo que es el primer año que venimos y hasta el momento supera nuestras expectativas. “Es un lugar de encuentro para intercambiar experiencias”.

Esta frase de Almudena define perfectamente el espíritu de este sitio. La capacidad de generar vida.Aquí se hacen amigos”, apunta. Además, señala que “las actividades de este centro le han servido a gente para salir de la soledad”. Todo ello en un mundo tan individualizado como el actual.  

Muy importante también es el apoyo del ayuntamiento de Sanse, en mayor o menor medida. En palabras del Presidente de este centro “Suelen venir a ver espectáculos y hacen actividades, pero propongo una mayor colaboración. Quiero hacer un debate sobre las asociaciones para que se estimulen. Están muy atomizadas porque hay algunas con poco recorrido”. Económicamente reciben una subvención, como el resto de Centros Culturales. “Nos dan 850 euros de media. En función del número de actividades que se haga”.

Una de las aulas del Centro Cultural

Otro aspecto fundamental de este lugar es que cualquier persona puede venir con propuestas y serán atendidas. “Ponemos condiciones para que se den clases compartiendo los ingresos. E incluso si quieren dar clases nuestras les cedemos una sala”, apunta Pérez Lara. El gran hándicap para esto es la falta de conocimiento del sitio por parte de algunos vecinos de Sanse. “Vengo luchando porque el ayuntamiento ponga donde estamos. En la Revista La Plaza no salimos en direcciones de interés. También solo hay un cartel en la rotonda de aquí al lado, en la avenida Navarrondán”, afirma con indignación. 

A su vez, Luis Pérez Lara mira con nostalgia a la década de los 80 y los 90 cuando según él “se apostaba verdaderamente por la cultura”. “Aprovechando que estaba José Hierro y otros tantos se hizo un aprovechamiento de la circunstancia. Se hacían clases magistrales en la Universidad Popular. Éramos la ciudad de la poesía”, declara. 

En cuanto al presente también ve con visión positiva la cultura. Sanse tiene unas posibilidades culturales muy grandes, pero no se explotan. Existe el Teatro Adolfo Marsillach, pero hay muchas actividades. Nosotros hacemos las nuestras en Alcobendas. Se solucionaría con más espacios aquí”.

Sala de diplomas con reconocimientos de diferentes entidades

Para ello, finaliza esta charla con una idea que ya ha comentado al ayuntamiento. Construir en el hangar del parque de la Marina un centro multifuncional. “Sería fácil de hacer con poco presupuesto. Ese espacio tiene 1200 metros cuadrados”. Luis Pérez Lara vive para la cultura. Su ilusión y sus ganas de ayudar a los demás quedan demostradas.

Julio Gómez

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

11 + diez =