La avenida Plaza de Toros ha cambiado totalmente su aspecto y no es, para nada, lo que era antes. Hace cuatro meses el Ayuntamiento inició las obras de la calle con el fin de mejorar el drenaje de la calle con el recambio de los colectores.

Además de esto, se ha decidido peatonalizar la calle y sus aspecto ya nunca volverá a ser el de antes. Ya no habrá aparcamientos ni tránsito de vehículos. Las aceras y baldosas han sustituido al asfalto.

Esta obra del Ayuntamiento ha costado casi 400 mil euros y se ha tardado un total de 4 meses en ejecutarla. Los peatones se podrán beneficiar de los paseos por esta zona.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

quince + diez =